martes, 9 de septiembre de 2008

Pendiente en mi inconsciente

Hay algo que quería hacer y no recuerdo bien qué era. Es constante en mí sentir que tengo algo pendiente, de que me olvido algo, o de algo. No sé qué. Pero es una sensación en el pecho de desarraigo que me angustia y me bloquea. Hasta no saber qué es aquello de lo que me olvido, no me puedo quedar tranquilo. Siempre me pregunto lo mismo: ¿Por qué no me lo anoté? ¿Qué era eso que tenía que hacer? Ah, ya me acuerdo, lo acabo de hacer. Volví.

Luego de una ausencia, no podía volver como si nada. Cuanto más tiempo pasa, menos uno se anima a regresar y mayor es la presión, porque la expectativa es grande y la potencial desilusión también.

Este tiempo necesité un cambio, un nuevo punto de vista, una necesidad de respuesta mágica a mis problemas, un autoconocimiento más profundo. Así nace una nueva sección: "Desde el Diván", charlas y experiencias con mi terapeuta divididas en sesiones.

La terapia no me hace ni bien ni mal, no logro hallar esa solución mágica. Pensé en abandonar, pero decidí seguir para alimentar de vivencias a este lugar y hacer de él, el verdadero espacio de ex–presión.

2 comentarios:

secuaz el verdadero dijo...

El público celebra alegremente el retorno de este grande!

Lorena Frost dijo...

Buenisimo lo de ex presion!